Naciones Unidas advierte que los derechos humanos están amenazados por los discursos de odio

Una corriente peligrosa está cobrando fuerza en el mundo en la que la noción de respeto de los derechos humanos está bajo ataque, advirtió este viernes el Alto Comisionado de la ONU para esas garantías básicas.

Zeid Ra’ad Al Hussein se refirió a los movimientos populistas que invocan el nacionalismo y tradicionalismo para justificar el racismo, la xenofobia, el sexismo, la homofobia y otras formas flagrantes de discriminación, aprovechando un clima de crisis económica.

Esto es parte de un mensaje por el Día de los Derechos Humanos, el 10 de diciembre, una fecha que conmemora la adopción de la Declaración Universal sobre esos principios adoptada por la Asamblea General de Naciones Unidas, en 1948.

Zeid denunció que los discursos de odio que apuntan a incitar a la violencia están aumentando drásticamente, al igual que la violencia contra las mujeres, los niños, los grupos étnicos, religiosos y las personas con discapacidades. Además de ataques a las minorías sexuales y los migrantes.

El Alto Comisionado de la ONU llamó a los gobiernos a reconocer que un mundo que repudia los valores fundamentales es uno más inseguro, más vulnerable a conflictos devastadores, e incapaz de proteger los derechos de un gran número de personas que no piensan como aquellos que están en el poder.

Subrayó que es necesario mantenerse firmes para proteger los logros desde 1948 y para seguir avanzando.

Por su parte, el Secretario General de la ONU dijo en un mensaje que defender los derechos humanos es interés de todos.

“El respeto de los derechos humanos promueve el bienestar de las personas, la estabilidad de las sociedades y la armonía de un mundo interconectado”, señaló Ban Ki-moon.